El Mundo de nuestros hijos

Conforme va empeorando la situación actual, en un entorno de crisis sistémica, y vamos perdiendo el tan preciado “Estado del Bienestar”, se escuchan voces que preguntan sobre el Mundo que les vamos a dejar a nuestros hijos.

Sin embargo, he leído en varios sitios una reflexión (no tengo la referencia original aunque la han usado entre otros Alex Rovira y Leopoldo Abadía) que me parece mucho más coherente en este asunto y que centra la importancia en

Qué hijos le vamos a dejar a este Mundo

Considero que una de las claves más importantes para superar esta situación está en la actitud, y tenemos mucho que mejorar en ese aspecto.

A la hora de cargar contra la situación de desempleo actual (52,1% en jóvenes menores de 25 años), se insiste también en que son la generación mejor preparada de nuestra historia, y están perdiendo la oportunidad de aprovecharlo.

ActitudSí, es cierto que tienen titulación universitaria, hablan idiomas (algunos), han viajado al extranjero, usan las nuevas tecnologías (para lo que les conviene), pero no los hemos preparado para el mundo actual, sino para el que había antes de la crisis, el del “Estado del Bienestar”.

Están preparados para que alguien les contrate, pero no lo están para emprender por cuenta propia. No se trata de empezar a montar empresas a diestro y siniestro sin experiencia previa, sino de dejar de pedir un empleo y empezar a buscarse la vida uno mismo.

Hay mucha gente desempleada que se limita a cobrar el subsidio y esperar a que una empresa les ofrezca un empleo, sin darse cuenta de que cada vez hay menos empresas, de que contratan menos personal y de que a papá Estado se le acaba el dinero porque no generamos suficientes ingresos para alimentar al “monstruo” ineficiente que hemos construido en los 15 años de vacas gordas.

La única diferencia entre un desempleado y un emprendedor es la actitud

No quiero volver al debate de si todo el mundo sirve para ser emprendedor. Ya se que no es así. Por otro lado, en otras épocas de crisis anteriores en nuestro país la gente iba a la vendimia en Francia, a trabajar a Alemania, emigraba a otros países o se buscaba la vida como podía.

Indicadores Estado Bienestar

Indicadores Estado del Bienestar

Sin embargo, en esta ocasión, como estábamos anclados en una zona de confort enorme (El Estado del Bienestar), veo mucho inmovilismo y poca imaginación para hacer cosas diferentes.

Hay instituciones invirtiendo mucho dinero (casi despilfarrando) en eventos para emprendedores porque son muy buenas para salir en la foto y ser portada en los periódicos, dónde se dedican a hinchar las cifras de creación de empresas y de puestos de trabajo, para seguir recibiendo subvenciones europeas, que es de lo que viven muchas de ellas.

Pero son actuaciones de las que salen pocas iniciativas que acaben en empresas reales o proyectos de auto-empleo.

Por suerte para la minoría que tiene la actitud adecuada, todavía quedan algunos entornos donde realmente se genera un caldo de cultivo de apoyo real al emprendedor, se le forma, se le tutoriza y se el ayuda económicamente para que convierta su idea en un proyecto de futuro.

Somos nosotros los que tenemos la obligación de preparar a nuestros hijos con la actitud adecuada, la curiosidad y el espíritu inconformista que les permita crear un buen Mundo donde vivir, en lugar de seguir pidiendo a otros que vengan a resolver nuestros problemas.

 

Si te ha gustado el post, compártelo en las Redes Sociales

Sobre Francisco Páez

Marketing Estratégico, Business Intelligence y Cuadro de Mando Integral. Interim Management. Formación y Consultoría. Ayudando a mejorar la competitividad de las empresas.

, , ,

5 Responses to El Mundo de nuestros hijos

  1. @franciscopaez 17/08/2012 en 09:11 #

    Reflexión de verano en el blog “El Mundo de nuestros hijos” http://t.co/YKEq4qgY

  2. ramón 17/08/2012 en 23:31 #

    ¡¡¡Cuánta razón tienes Francisco!!! Incluso se podría añadir que el “dineral” que cuesta formar a un graduado actual se puede echar a perder porque para muchos es más fácil buscarse las habichuelas en el extranjero.

    Salutacions

    • Francisco Páez 18/08/2012 en 00:50 #

      Efectivamente, Ramón. Al faltar un entorno adecuado para emprender, corremos el riesgo de perder el talento de las nuevas generaciones, que se ven obligadas a marcharse fuera.

      ¡Una gran sorpresa verte por aquí!

      Espero que vuelvas de vez en cuando. Un abrazo

  3. @claravega 18/08/2012 en 11:28 #

    Genial !! RT @franciscopaez: “El Mundo de nuestros hijos” http://t.co/2Tv6JQSD

  4. @SolazdelMoros 19/08/2012 en 10:47 #

    Totalmente de acuerdo RT @franciscopaez: Reflexión de verano en el blog “El Mundo de nuestros hijos” http://t.co/MCV1UBvM

Deja un comentario